• Cloqui Te Ayuda

Como cuidar el vinculo empleado-empleador para una convivencia apasible?


La relación empleado-empleador del servicio doméstico no está exenta de conflictos, puesto que esta relación se desarrolla en un ámbito muy delicado y sensible, el hogar familiar. Comparto algunas de las características del buen empleador y el buen empleado del servicio doméstico.

Sentar unas bases de respeto y convivencia será la mejor manera de establecer una relación cordial y duradera, pues esto beneficia a todos los miembros de la familia, al empleado y redunda en el buen ritmo del hogar.

Ser respetuosos con la otra persona, respetar la normativa legal, cumplir con las obligaciones son aspectos imprescindibles para que la relación empleador-empleado sea la deseada.


EL BUEN EMPLEADO:

Es amable.

Es puntual.

Es respetuoso.

Presta atención a su aspecto y aseo.

Es cordial y discreto.

Cumple con sus obligaciones.

Acaba sus tareas.

No abusa de su empleador ni le pone en situaciones incómodas.

Es receptivo a cualquier sugerencia o cambio y a aceptarlo de buen grado.

Se esfuerza por hacer bien su trabajo y que el empleador se sienta cómodo con él.

No especula y sabe en que momento correrse de la escena donde estan sus empleadores.


EL BUEN EMPLEADOR:

Es amable.

Es respetuoso en el trato.

Crea un ambiente de trabajo cordial.

Es flexible.

Paga puntualmente.

Respeta os descansos, permisos y vacaciones.

Sabe explicar cómo le gustan las cosas, sin que el empleado se sienta incómodo.

Cumple con la normativa legal.

No abusa de su empleado.

Se esfuerza por que su empleado se sienta a gusto trabajando en su casa.


65 vistas

¿Sos postulante?

escribinos por Whatsapp al 11 69210023

© 2018 Cloqui Te Ayuda. Proudly created with Wix.comTerms of Use  |   Privacy Policy